miércoles, 13 de noviembre de 2013

Sin Prisa, pero sin Pausa.

Poco a poco vamos dándole caña a esta t1, anteriormente fue una ambulancia, de momento no tenemos claro si volverá a serlo, si se pintará a dos colores o si nos liamos y la hacemos 23 ventanas, sea lo que sea, será otra t1 mas, con matrícula de Tenerife y circulando por nuestras carreteras.


Aquí podemos ver el hueco de la ventanilla que separaba al conductor de los enfermeros y paciente.


Mi cuñado Pablo se está tomando esta restauración con ganas, yo procuro ayudarle casi todos los días.


Nos queda mucho trabajo...


El suelo no estaba mal, pero es mejor sanear todas las partes, una t1 se lo merece.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada