lunes, 13 de octubre de 2014

Un Fin de Semana de desconexión Total!

Este pasado Fin de Semana, un grupo de amigos nos fuimos a La Gomera, salimos en diferentes barcos para reunirnos todos en Valle Gran Rey.
Nosotros salimos desde La Laguna, unos 90 km de autopista para llegar a las 13.00 horas al Muelle de Los Cristianos.


En el Muelle había quedado con Miguel, un gran seguidor de este Blog, que había venido desde Venezuela y pasó a saludarnos, no coincidimos en el Muelle, pero me envió esta foto subiendo al barco.


En ese barco viajaban también Isidro con su Fastback que subió al Muelle justo detrás nuestro y su cuñado con el resto de la familia en un Seat, pero como es buena gente, lo dejamos venir con nosotros.
También en el Muelle nos estaban esperando Javi y Jeny, dos Herreños con una t2 doble cabina espectacular, que vinieron al viaje.


Primera parada como siempre, a mitad de la subida, para descansar un poco, refrescarnos y ver el Teide desde La Gomera.


A continuación, reanudamos la marcha, una dura y larga subida esperaba a nuestros coches.


El Viernes nos acompañó el buen tiempo, y pudimos disfrutar de esas carreteras Gomeras.


Y de ese paisaje tan impresionante.


Rumbo a Valle Gran Rey, nuestro destino final, la playa nos espera.


Esta parte del camino, totalmente rodeados por vegetación, es una pasada, da igual lo dura que sea para nuestras monturas, no me cansaría nunca de conducir esa carretera.


Mi t1 aguantó toda la subida como una campeona, pese a tener el motor un poco fatigado, esa incansable rutera no se queja nunca, esta es la vista que teníamos por delante.


Y detrás nuestro, los amigos Herreños con su "Herreñita".


Después de otros 70 kilómetros de curvas, subidas, bajadas, sol, niebla en la cumbre, etc., así veía la Eriba de Maxi.


A media tarde llegamos a Valle Gran Rey, lo primero de todo es ir corriendo a bañarnos en la playa, estaba increíble.


Después del baño, a prepararse para la puesta de sol.


Como es habitual en Valle Gran Rey, todo el público se sienta en la playa a disfrutar de la puesta de sol, todo eso siempre amenizado con un espectáculo de música y baile en la playa.


Poco a poco continuaban llegando el resto de amigos con los que habíamos quedado para disfrutar de este fin de semana especial.


Después de una cena entre amigos, Maxi fue el encargado de llevar la t1 hasta nuestro campamento base, en la orilla de la playa, para continuar nuestra fiesta personal.


Y así y después de unas cuantas cervezas, dimos por terminado el viernes.
A descansar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada